Martes 27 de Julio de 2021

11 de agosto de 2016

Municipalidad afecta recursos corrientes para cubrir deuda de Nación

​Son pagos que debe realizar a empresas que habían comenzado a construir 40 viviendas. Nación reconoció la deuda y el atraso en el envío de fondos. Hace cuatro meses se comprometió a enviar fondos pero aún no llegan.

La municipalidad de El Calafate comenzó afectar recursos propios para afrontar costos originados en la falta de fondos comprometidos por el gobierno nacional.

En el 2015, Municipio y Nación firmaron un convenio mediante el cual se financiarían 22,5 millones de pesos para construir 40 viviendas. Los fondos eran puestos por el gobierno nacional y la municipalidad se encargaría de administrarlos y llamar a licitación pública. Todo era mediante sistema de certificación, lo que quiere decir que la plata no llegaría de una sola vez, sino mediante cuotas que eran depositadas a medida que se iban certificando los porcentajes de obra.

La intendencia municipal hizo dos licitaciones, para la construcción de dos planes de vivienda de 20 cada uno.

Las empresas Vera Fátima y Maldonado Construcciones fueron las adjudicatarias.

En el mes de Julio del 2015  Nación envió el adelanto de 3 millones de pesos para que se inicien las obras.

Los retrasos de la veda invernal, mas las cuestiones administrativas hicieron que llegara diciembre sin otros fondos nacionales. Mientras tanto, municipalidad y empresas siguieron con los trabajos sin esperar la llegada de la segunda cuota, para que no se retrasaran los trabajos, a costo por cuenta de las empresas.

Después llegó el cambio de gobierno. La gestión Macri decidió revisar las obras públicas para detectar irregularidades y casos de corrupción, lo que hizo que se paralizaran todos los envíos de fondos.

Ahora pasó medio año y entre el proceso inflacionario y la devaluación existe un desfasaje de costos para lo cual es necesaria una re determinación de precios de la obra pública, la que quedó a cargo de una comisión especial. Mientras tanto las obras siguen inactivas.

En diciembre, al prever que se venían varios meses sin fondos nacionales, el municipio decidió parar varias obras, entre ellas las dos licitaciones de viviendas.

El gobierno local le pagó con sus fondos lo que habían absorbido las empresas durante ese tiempo, a razón de 1,5 millón de pesos por cada una. La idea era que las empresas quedaran al día también con sus empleados.

Fuentes municipales indicaron que una de las empresas siguió haciendo reclamos a la municipalidad lo que llevo varios meses de negociación.

El resultado es el pago de 1 millón 700 mil pesos en dos cuotas, lo que salvará de reclamos legales, y con el compromiso de avanzar con la obra.

Las mismas fuentes consultadas por ahoracalafate.com.ar indicaron que los fondos afectados para esos pagos son recursos corrientes municipales, que corresponden al funcionamiento del municipio.

En el gobierno local dicen que deben afectar fondos propios para cumplir con empresas locales porque hasta el momento nación no liberó los fondos que ya están comprometidos mediante convenios con la administración nacional, y que tuvieron reconocimiento por parte del actual gobierno de Nación.

En abril de este año, el intendente local Javier Belloni se reunió con funcionarios nacionales. Había conseguido que el Subsecretario de Asuntos Municipales Lucas Delfino reconociera la deuda y se comprometiera a liberar los fondos correspondientes a la construcción de las 40 viviendas en pocos días, lo que hasta el momento no ocurrió.

El caso del plan de viviendas es solo un ejemplo. Entre otras obras paralizadas hay cuestiones urgentes como la casa para tratamiento de adicciones y la constrcción de redes de gas. El tema es analizado por el intendente y sus colaboradores mas cercanos. Si el municipio decide afrontar esos costos con recursos propios podría perjudicar su propio funcionamiento.

COMPARTIR: