Domingo 26 de Septiembre de 2021

16 de mayo de 2017

Detienen a Ivovich por golpear y amenazar a jubiladas, entre ellas dos ex juezas

Las abogadas fueron hasta su empresa para notificarlo de un amparo de jubilados provinciales, junto a dos integrantes de Jubilados Unidos. El presidente de la CPS social estaba con su hermano y socio.

Fue otro día caliente en la capital provincial. Que al final de la jornada la noticia de un funcionario y su hermano detenido causó impacto.

El contador Ariel Ivovich que hasta estas horas sigue siendo el presidente de la Caja de Previsión Social quedó detenido incomunicado junto a su hermano por una causa de violencia física.

A primera hora de la tarde dos abogadas del grupo Jubilados Unidos fueron hasta la sede de la empresa de camiones que tienen los hermanos Ivovich, en Río Gallegos con la idea de notificar personalmente al funcionario de una acción de amparo.

Los jubilados llevan 47 días de un plan de lucha con acampe incluido pidiendo que el gobierno provincial pague sus jubilaciones en tiempo y forma.

Las abogadas, y ex juezas de la justicia provincial, Dávila y Guerra, fueron acompañadas por las integrantes del grupo Patricia Soto y Patricia Vargas.

En el lugar se sucedieron violentos episodios que fueron denunciados penalmente por las mujeres. Vargas dijo que en el medio de una discusión “Ivovich levanta a la doctora Guerra y la tira al suelo, y la arrastra en el suelo”. 

La mujer comentó que eso sucedió fuera del galpón, pero que después de la primera agresión a la abogada,  los hermanos se encerraron en un galpón llevando por la fuerza a la letrada.

El enojo de Ivovich se originó a partir del ingreso de las mujeres en su propiedad con celulares en mano para filmar lo que sucedía.

La policía llegó a ese predio del Parque Industrial de Río Gallegos trasladando a las mujeres denunciantes, incluso al hospital para que fueran revisadas por los golpes.

Más tarde Ivovich contestó un pedido de entrevista del programa radial “El mediador” que antes de hacer declaraciones políticas haría las denuncias judiciales correspondientes.

Ivovich y su hermano se quedaron toda la jornada atrincherados en la sede su empresa ante la presencia de manifestantes de dirigentes gremiales en el acceso del predio.

A las nueve de la noche se conoció que desde el juzgado de instrucción 2 de la capital provincial se ordenó el allanamiento y detención de los hermanos Ivovich por el delito de amenazas y violencia de género.

El superintendente de Seguridad de la Policía Provincial Dante Abud comandó el operativo de alta sensibilidad, no solo porque uno de los detenidos es un funcionario de alto rango, sino porque afuera aun esperaban decenas de manifestantes, en el medio de un tenso clima social.

Al cierre de esta crónica la policía se encontraba en el lugar presta a realizar el allanamiento y proceder a la detención de ambos hombres.

 

COMPARTIR: