Miércoles 28 de Octubre de 2020

  • Algunas nubes

3 de octubre de 2017

Nuevas áreas petroleras repercutirán en El Calafate

Son las áreas que pertenecían a Lázaro Báez. El gobierno de la provincia volvió a licitarlas. Las empresas deben comenzar con la exploración para explotar gas y petróleo. Se ubican entre la cuenca carbonífera y nuestra ciudad.

 

El gobierno de Santa Cruz cree que en unos tres años puede comenzar  recibir regalías  de gas y petróleo de las tres áreas adjudicadas en la zona de Río Turbio, cerca de El Calafate.

Días atrás la provincia firmó los contratos correspondientes con las empresas que se adjudicaron las licitaciones de tres áreas para explorar gas y petróleo. Una cuarta quedó vacante.

Con las empresa CGC SA  se firmó contrato para el área Tapi Aike, con YPF SA para el área El Turbio y con Enap Sipetrol Argentina el área Turbio Este.

Las áreas habían estado en manos de las empresas Epsur y Misahar S.A del empresario kirchnerista, ahora detenido, Lázaro Báez.

El gobierno de Santa Cruz tuvo que volver a licitarlas porque las empresas de Báez no cumplieron los mínimos objetivos fijados a partir del 2008, cuando se les adjudicó esos bloques.

Terminando el 2016, la gobernadora Alicia Kirchner decidió la utilidad pública de las áreas para quitárselas a Báez y volver a licitarlas.

La empresa CGC (Ex Petrobras) fue la que presentó una iniciativa privada que derivó en una licitación.

Ahora las empresas deben realizar las tareas de exploración  para detectar el grado de riqueza hidrocarburifera.

Los diferentes estudios contemplan la apertura de pozos exploratorios, para recién después convertir las áreas en  zonas de explotación. “En tres años se hará una importante inversión de 140 millones de dólares en estudios símicos y pozos exploratorios. Son tres años como mínimo para tener una base de exploratoria. La idea fundamentalmente es lograr gas, con posibilidades tanto convencional como no convencional”,  dijo el presidente del Instituto de Energía de Santa Cruz Jaime Álvarez (FOTO) al hablar con el programa Turno Mañana de FM Dimensión de El Calafate.

Desde la firma del contrato hasta que comience la explotación, la provincia de Santa Cruz solo recibe 25 millones de pesos por las tres áreas, por el concepto de un “Bono de Ingreso”.

Cuando las empresas comiencen a producir, ingresará lo correspondiente a regalías.

La exploración y posible futura explotación de esas áreas tendrán repercusión en El Calafate, algo que confirman desde el mismo gobierno. 

En la entrevista radial Jaime Álvarez admitió que si bien la villa turística seguirá viviendo de su principal actividad, la cercanía de las áreas hidrocarburiferas hará que haya influencia en nuestra ciudad. “La cercanía abre una posibilidad que en los próximos años puedan haber algunos trabajadores petroleros que viven en El Calafate o que se desarrollen algunas empresas de servicios hidrocarburiferos en El Calafate. Pude ser que sea una posibilidad de diversificar, no a gran volumen, pero es posible que se tengan algunos beneficios de la explotación”, comentó.

Ahora el instituto de energía debe licitar nuevamente el área Paso Fuhr, que quedó vacante en la primera convocatoria. 

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios